2 feb. 2014

EL COSTE DE LA VIDA



Se juntaron en los bancos de la plaza. Un hombre volvía de la estación de tren. El mayor venía de la entrada de los grandes almacenes. Las mujeres de la puerta de la iglesia. El más joven estuvo tocando la armónica en la zona comercial.
Ilustración de Juan Luis López
Fueron sacando lo que llevaban en los bolsillos de su ajada ropa. Casi todo eran monedas e incluso algún billete. Habían conseguido unos noventa euros. Será suficiente con esto, dijeron.
Le pidieron al más viejo que escribiera, porque su letra era la más bonita. Con la mano temblorosa, anotó unas frases:

“Para Jero, de tus amigos y tu perro Kein.
Murió en la calle, sin que lo supieran su mujer ni sus hijos.
Nosotros nunca te olvidaremos.”

Contaron las palabras. Ahora les faltaría dinero. Reescribieron la esquela.

“Para Jero, zurdo y tuerto.
Tus amigos y Kein, te recordaremos.”
Pablo Vázquez Pérez 

Después de un mes de dudar si seguir con el blog y de estar atraído por el lado oscuro de facebook (allí se está bien pero quita tiempo de más cosas) voy recuperando microrrelatos que colgué en otros lugares como ESTA NOCHE TE CUENTO, que ha renovado su aspecto y ha crecido en contenidos. Con este participé el pasado mes de Noviembre. Creo que el tema eran las palabras y homenajear a Julio Cortázar. Leyendo el cuento se verá que no está conseguida una cosa ni la otra. Lo mejor, como siempre, la ilustración, esta ocasión a cargo de Juan Luis López, cuyo trabajo se puede ver en el blog Ilustraciones para un loco.